Tronas

Una trona para bebés cómoda, y por lo tanto un lugar en la mesa. Las condiciones que ofrecen nuestras tronas convencerán incluso a los más quisquillosos para comer. Empezar a alimentar a un bebé puede resultar un desafío, pero domar a un niño con este tipo de ayuda será más fácil. La trona hará que tu bebé quiera unirse a las comidas familiares con mucho gusto. Gracias a la bandeja, aprender a comer será toda una aventura, también los materiales fáciles de limpiar permitirán a los padres mantener el orden. A la hora de elegir una trona para bebés, ten en cuenta las soluciones que garantizan la seguridad como: la construcción estable, los cinturones o un asiento profundo. Es muy importante que el producto sea multifuncional. En nuestra tienda encontrarás modelos que crecen con el bebé: la trona que acompaña al bebé en sus primeras comidas se convertirá en una silla para niños mayores.

Nuevo
Trona Bebé FINIX Gris
144,00 €
Trona con almohada ENOCK Madera blanca
124,00 €
Trona con almohada ENOCK Madera gris
124,00 €
Almohada ENOCK Gris
29,00 €
Trona Bebé LASTREE Gris
169,00 €
- 10 %
Trona Bebé ENOCK Gris
Precio habitual 109,00 € Precio especial 98,10 €
Bestseller - 10 %
Trona Bebé ENOCK Blanco
Precio habitual 109,00 € Precio especial 98,10 €
- 10 %
Trona Bebé SIENNA Gris
Precio habitual 89,00 € Precio especial 80,10 €
Trona Bebé TIXI Gris
129,00 €
- 10 %
Trona Bebé FINI Madera gris
Precio habitual 119,00 € Precio especial 107,10 €
- 10 %
Trona Bebé YUMMY Gris
Precio habitual 119,00 € Precio especial 107,10 €
Vendido
Trona para bebés IGEE con balancín CALMEE gris
Precio habitual 219,00 € Precio especial 197,10 €
  • 1
  • 2

Tronas para bebés

Comer todos juntos fortalece los lazos familiares y crea unos rituales importantes. Por esto, invitar al bebé a la mesa significa más que un simple aprendizaje de nuevas habilidades - es un gesto que profundiza la relación y enseña a estar juntos, incluso en los momentos más excepcionales. Una trona para bebé bien seleccionada hará que la vida cotidiana sea más fácil. Para el bebé es una comodidad y seguridad durante la comida, en cambio para los padres - una limpieza más rápida después de todo.